La mayoría de los máximos ejecutivos esperará a que más del 50% de la población esté vacunada para que sus empleados vuelvan a la oficina.

Accede a la NOTICIA completa
Fuente: KPMG